¿Cuáles son las partes de una zapatilla para correr? Anatomía del Calzado Runner

0

¿Cuáles son las partes de una zapatilla que hay que tener en cuenta al comprar un nuevo par? Como se imaginarán, hay una amplia variedad de zapatillas para correr dando vueltas en los locales deportivos.

Comprar las zapatillas para correr adecuadas es casi el sueño de cualquier corredor. Ya que comprar el calzado equivocado puede terminar generando muchos malestares.

Zapatillas con un mal ajuste pueden llevarnos a tener un mal rendimiento, generando molestias y lesiones tales como dolor de cadera y de rodilla, fascitis plantar, tendinitis de Aquiles, y más.

El calzado para correr están diseñados para optimizar nuestro rendimiento y hacer que el entrenamiento sea lo más cómoda y seguro posible.

Por eso, hoy en día, incluso el zapato más básico está lleno de tecnología, teniendo en cuenta todo tipo de variables, tales como nuestra altura, peso, sexo, ritmo de carrera, el tipo de entrenamiento que realizamos, la cantidad de distancia que corremos, qué tan alto es el arco del pie, cómo el pie impacta en el suelo y más.

las-partes-de-una-zapatilla-para-correr

Cuando unas zapatillas para correr se adaptan a sus requisitos exactos, significa que las diferentes partes que la conforman son las adecuadas.

Por eso es importante saber y entender que función cumple cada parte de las zapatillas para correr. Entendiendo la jerga, seremos capaces de comprar fácilmente nuestro próximo par de zapatillas, y lo más importante es que compraremos las que realmente necesitamos.

LAS DIFERENTES PARTES DE UNA ZAPATILLA PARA CORRER

El Upper

Esta es la parte del calzado que recubre el pie y está compuesta a su vez de diferentes “zonas o partes” que tienen funciones propias, estas son, por ejemplo: el Mesh o tela que recubre el pie, el talón, la lengüeta, los cordones, y la puntera, entre otras.el-upper-en-el-calzado-para-correr

Veamos cada una de estas en particular.

1. Los cordones

Estos son usados para ajustar de la parte superior del calzado al pie. Si pueden sentir los cordones al ajustarlos, es porque estos están demasiado ajustados, son demasiado delgados o la lengua no es lo suficientemente gruesa, o incluso una combinación de todos.

2. La lengüeta

La lengüeta debe estar por debajo de los ojales y cordones, es de un material suave y sirve para proteger el empeine del pie del ajuste de los cordones. Incluso puede estar cosida a la zapatilla para que no se mueva o traer una pequeña costura en el centro donde pasar los cordones y evitar que se desplace.

3. Los Nervios

Estos tiran de los cordones y ojales para hacer que el zapato se ajuste correctamente a la forma del pie, en general los fabricantes usan su logo de marca como nervaduras.

4. Cuello del talón

Hecho de un material blando, el cuello del talón debe envolver el tobillo justo por debajo de este y suministrar un ajuste perfecto sin luz. Para esto, este confeccionado con un material acolchado que evite roces y genere ampollas.

5. La puntera

Es la parte delantera que rodea los dedos del pie. Si al probarse las zapatillas presionan sobre esta zona y hay más de medio cm de espacio, entonces la zapatilla es demasiado holgada. Y si no pueden mover los dedos, es porque es demasiado ajustada. En estos casos prueben medio talle más o menos, según la necesidad.

6. El Mesh o malla

Es la malla que envuelve firmemente la parte media del pie y apoya el arco. Si no es cómoda, el pie se moverá dentro del zapato causando ampollas.

7. Los ojales

Es por donde se pasan los cordones para ajustar el calzado. Si se siente mucha presión bajen un par de ojales, no tienen que utilizarlos todos para atar la zapatillas.

8. El contrafuerte del talón

Este es el contenedor del talón. El ajuste del zapato no será perfecto a menos que el talón se encuentre al ras contra este soporte rígido. Esta zona aporta estabilidad y debe sentirse firme pero sin apretar.

La plantilla

la-plantilla-en-un-calzado-para-correrDado que los zapatos son producidos en masa para adaptarse a una amplia variedad de formas de pie, los fabricantes utilizan estas plantillas para cubrir las costuras y las deficiencias en la construcción de un zapato, pero a su vez aportando mayor comodidad.

Si bien es importante para la comodidad de nuestro pie, esta comodidad se ve influenciada principalmente por la suela y la mediasuela tanto en la forma, como en el tamaño y amortiguación.

El estabilizador o “control de torsión”

Es una plataforma reforzada bajo el arco, entre el talón y la suela, y que evita que el zapato se doble en la zona media.estabilizador-de-torsion

Esta diseñado para dar rigidez al centro del zapato para que la energía se transfiere de manera efectiva a lo largo de todo el pie.

Esta pieza se hace generalmente de plástico semi-flexible. La mayoría de los zapatos tienen vástagos con la excepción de las zapatillas de carreras ultra livianas.

La Media Suela

La media suela es posiblemente la parte más avanzada tecnológicamente de un calzado para correr y se encarga de controlar el movimiento del pie y de la absorción de impactos.

media-suela-de-zapatilla-de-correr

La mediasuela se puede hacer de una gran variedad de materiales incluyendo EVA, espuma de poliuretano y los actuales Boost de Adidas; aunque en general se utilizan múltiples materiales para que las diferentes partes se comporten de manera diferente.

Los fabricantes han desarrollado “tecnología” tales como bolsas de aire, gel y estructuras de otros materiales diseñados para proporcionar diversas funciones.

Estos nuevos materiales mejoran la absorción de golpes sin incrementar el peso, lo cual es beneficioso para las carreras.

La Suela

La suela es la parte del calzado que entra en contacto con el suelo y absorbe la abrasión del terreno. Su principal característica ha de ser la resistencia y durabilidad.

la-suela

Un desgaste excesivo sobretodo en algunos de los laterales de las zapatillas puede generar lesiones en los pies o piernas.

Su material y forma las vuelven ideales para uno o varios terrenos ya sean Trail, asfalto, pista, cinta, hierba o nieve. A su vez, la forma de la suela (y media suela) se adaptan a un tipo de pie y pisada en particular.

El Drop

El Drop es la diferencia de altura entre la parte trasera, donde apoya el talón, y la parte delantera del antepié (talón menos antepie). En zapatillas con mucha amortiguación generalmente el Drop es alto, más de 10 mm y en el calzado con baja amortiguación suele ser menor a este.

Conclusión

Como ven Hay una gran cantidad de información a considerar cuando se va a comprar un nuevo par de zapatillas para correr. De todos modos el proceso es mucho más fácil si directamente acuden a una tienda especializada.

Al mirar a los zapatos viejos, también pueden evaluar el modo de correr y tipo de pisada, incluso es bueno tener en cuenta el kilometraje semanal para tener opciones más adecuadas.

Espero que este artículo les haya servido cualquier duda o sugerencia no duden en dejar un comentario.

[Total:2    Promedio:5/5]

Deja tu Respuesta